La tirada en herradura

Siempre debe partirse de una pregunta sencilla. Echar las cartas en forma de herradura ayudará a descubrir soluciones prácticas e inmediatas para la pregunta inicial.
videnciaLa tirada en herradura se forma escogiendo 7 arcanos del tarot. Es bastante simple de interpretar y muy útil para todo tipo de cuestiones planteadas: una situación delicada o un problema complejo, una elección difícil, importante o vital, o también cuando entran en consideración elementos contradictorios. Esta manera de echar las cartas permite la concentración en el problema y contemplar soluciones prácticas e inmediatas.

Un diario de tiradas

Toma un cuaderno y un bolígrafo, anota la fecha, plantea en síntesis cualquier preocupación y concluye en la medida de lo posible con una pregunta corta y precisa.

Mezcla las cartas

Separa los arcanos mayores de los arcanos menores del juego del tarot. Forma dos montones. Verifica que dispones de 22 arcanos mayores y de 56 arcanos menores. Mueve los dos montones, uno tras otro, con un movimiento circular de la mano izquierda: la palma de la mano debe girar en el sentido inverso a las manecillas del reloj. Una vez mezcladas las cartas, colócalas ante ti: los arcanos mayores a la izquierda, los menores a la derecha.

La tirada

Relájate y, si es necesario, antes de escoger las cartas, lee de nuevo el enunciado de la preocupación expuesta y el de la pregunta corta anotadas en el cuaderno. De este modo, ya estarás en situación de sacar 7 arcanos, 4 menores y 3 mayores, que tomarás alternativamente de los dos montones y los colocarás en forma de V.
Con la mano izquierda, toma el primer arcano de tu tirada de entre los 56 arcanos menores colocados en el montón de la derecha (situado ante ti) y colócalo a la izquierda, frente a ti, sin descubrirlo.
Con la mano derecha, toma una carta del montón de la izquierda (arcanos mayores) y colócala (sin descubrirla) a la derecha del primer arcano menor que has escogido, algo más abajo que la anterior.
Con la mano izquierda, toma una nueva carta del montón de los arcanos menores y colócala a la derecha del segundo arcano, siempre ligeramente más abajo que este último y, claro está, sin descubrirla.
Ahora, con la mano derecha, toma otra carta del montón de los arcanos mayores y colócala del mismo modo que las tres precedentes. Conseguirás formar así la base de la V.
Seguidamente, con la mano izquierda, elige otra carta del montón de los arcanos menores (el 5° de tu tirada) y colócalo ligeramente más arriba que el arcano escogido en el punto anterior, de tal manera que se encuentre en el mismo nivel que el tercer arcano de la tirada. De este modo, empieza a configurarse la segunda barra de la V
Opera de la misma manera con los dos últimos arcanos de tu tirada -uno mayor y otro menor-. Colócalos de tal modo que el sexto quede situado a la misma altura que el segundo, y el séptimo y último, frente al primero.
Por fin has efectuado la tirada completa. Entonces, puedes proceder a destaparlos y descubrirlos, uno por uno, siguiendo el orden cronológico de la tirada; es decir, de izquierda a derecha.

Sigue leyendo >>>