Platón y la Atlántida

Platón nos habla de un poderoso pueblo que vivía en una gran isla del Atlántico

Los geólogos admiten que la conformación de la tierra varió mucho desde la infancia de nuestro planeta. Continentes enteros fueron sumergidos, mientras que otros aparecieron, allí donde antes solo había agua.
Por otro lado, se elevaron cadenas de montañas en las antiguas planicies, en un lento proceso de acomodación de la corteza sólida de la Tierra. El más reciente de estos fenómenos fue presenciado por el hombre, que conservó, en sus tradiciones, la historia del cataclismo que hizo desaparecer a la Atlántida. Pero, se preguntan los investigadores, ¿existió realmente la Atlántida?
En la Odisea, Homero hace referencia al continente desaparecido, del mismo modo que Hesíodo, Solón, Estrabón, Dionisio de Halicarnaso, Deodoro de Sicilia, Ulinio, Teopompo y Marcelo. Siglos más tarde, la leyenda merecería crédito por parte de escritores como Montaigne, Buffon y Voltaire. Todos ellos, al parecer, se basaron en Platón, que en uno de sus diálogos, Tiineo, nos habla de un encuentro entre los filósofos Sócrates, Hemócrates, Critias y ef propio Timeo. Es Sócrates quien nos lo cuenta:

…nuestros documentos relatan la historia de Sais desde hace ocho mil años, y algunos de estos manuscritos describen una guerra que se libró entre los atenienses y los guerreros de la poderosa nación que existía en la gran isla situada en medio del mar exterior, más allá de las Columnas de Hércules. La isla se llamaba Atlantis, y estaba gobernada por soberanos a los cuales pertenecían también Europa y Libia. Cuando se produjo la invasión de los atlantes, fue Atenas, al frente de otras ciudades griegas, la que se les enfrentó y los derrotó, salvando a Grecia con su valor del yugo enemigo. Hubo después un terrible cataclismo que engulló las tierras y fue seguido por las aguas. Las tropas griegas perecieron, y Atlantis fue tragada por el mar.

Volver a La Atlántida

Artículos relacionados