Hechizo para que nuestro Amor no nos sea infiel

Ingredientes:
1 vela roja.
Aceite de coco.
1 ollita con tapa que quepa en el interior de otra.
1 manzana roja y jugosa.
Miel, azúcar sin refinar y melaza.
3 granos de pimienta (verde, negra y rosada).
Un pequeño papel de seda de color de rosa.
Tinta roja.
Una gota de sangre.
Saliva reciente.
Una prenda personal.
Preparación:
1. Por la mañana, antes de que el Sol caliente, tomaremos la vela roja y grabaremos en la misma nuestro nombre junto al de la persona amada, empezando a escribir desde la mecha en dirección a la base de la vela.
2. Untaremos la vela, siguiendo la misma dirección de la escritura (de mecha a base) con el aceite de coco.
3. Tomaremos la ollita y en su base escribiremos las iniciales de ambos nombres y las fechas de nacimiento.
4. Cogeremos la manzana y cortaremos su parte superior, como si de una tapa se tratase, y la reservaremos.
5. Realizaremos un hueco profundo en el centro de la fruta, introduciéndole un poquito de miel, otro de melaza y otro más de azúcar.
6. Escribiremos en el papel rosado nuestra petición de fidelidad, firmándolo con una gota de nuestra sangre y otra más de saliva.
7. Introduciremos el papel en el hueco de la manzana y, encendiendo la vela roja, cubriremos con su cera la superficie del hueco hasta que el papel no esté a la vista.
8. Taparemos la manzana con la parte superior reservada, la introduciremos en la ollita y procederemos a taparla completamente con las lágrimas de cera derramadas por la vela roja.
9. Cuando la manzana quede invisible, depositaremos la vela junto a la manzana en el interior de la ollita y dejaremos que la vela se consuma por completo.
10. Taparemos a su vez el recipiente mas grande con una prenda personal y lo dejaremos debajo de la cama o en lo alto de un armario de nuestra habitación durante 7 días.
11. Pasado este tiempo, enterraremos la ollita junto con la prenda en el campo o en un bosque limpio.
Nota:
La melaza es un líquido dulce, viscoso y de color pardo, que queda como residuo de la fabricación del azúcar de caña o remolacha.

Volver a Hechizos para el Amor

Artículos relacionados