Hechizo de la pasión

Para volver más apasionado a su hombre o a su mujer en el lecho, encienda una vela roja con forma de pene o vagina dependiendo el caso, (se consigue en la mayoría de las tiendas de objetos del ocultismo), con la palma y dedos untados con aceite de almizcle, sovar la vela nueve veces pensando en la persona con quien lo va a hacer y, entonces, hacerla pasar a través del humo del incienso de almizcle.

Encender la vela una vez al día, dejándola que se queme sólo media pulgada (menos de dos centímetros) a la vez. Cuando la vela termine de quemarse, envolver lo que queda en un pedazo de satín rojo y mantener el amuleto debajo de la cama durante un mes entero.

Volver a Hechizos para el Amor