La misteriosa Golden Dawn

La asociación esotérico-ocultista Golden Dawn (cuya denominación completa es Order of the Golden Dawn in the Outher, «Orden del Alba de Oro Exterior») nació entre 1887 y 1889. Fue creada por un grupo de esoteristas que procedían de la francmasonería y mantenía relaciones con los rosacruz alemanes.

La tradición pretende que la Golden Dawn nació tras el descubrimiento fortuito de un manuscrito cifrado en el que estaban contenidas las indicaciones para entrar en comunicación con la misteriosa asociación de ocultistas Sapiens Donabitur Astris.

La Golden Dawn, que reunía al inicio a espíritus eclécticos y a artistas, como W. Butler y W. B. Yeats, se convirtió en un importante punto de referencia para los apasionados del esoterismo de alto nivel, es decir, para quienes querían comprender las influencias de la filosofía oculta en el seno del saber universal.

Luego se manifestaron en el grupo las primeras rupturas y diásporas, en particular con la entrada de Aleister Crowley (1875-1947), que se inició en 1898, tomando como divisa el término Perdurabo (Resistir). El «mago» de tendencia satánica alteró la estructura primitiva de la asociación en que la búsqueda espiritual desempeñaba un papel predominante.

La tradición original de la Golden Dawn despareció, así como sus rituales. Sobre estas cenizas nacieron otros grupos que afirman proceder según los orígenes de esta orden, pero que, en realidad, amalgaman experiencias esotéricas que proceden de otras observancias, como por ejemplo la francmasonería.