Baño de descarga de energías negativas

Si usted desea encarar un proyecto nuevo (un casamiento, un trabajo, estudios) y recibe comentarios negativos de parte de la gente que lo rodea, debe hacer todo lo posible para proteger sus ilusiones. Porque ya nadie discute que las malas vibraciones de determinadas personas influyen sobre otras y muchos proyectos se frustran. Es posible que usted sea demasiado sensible a las actitudes de los demás y se contagie del pesimismo con que reciben sus ideas. Para revertir este proceso de cambio energético, tomar un baño de descarga puede ser la solución. No sólo logrará deshacerse de las malas ondas que proyectan los demás, sino que fortalecerá su personalidad de manera que nadie podrá influir sobre usted de manera negativa.

Realice lo siguiente

• Un jueves de Luna en Cuarto Creciente, queme en una vasija de cerámica o en un recipiente de barro: un carbón, una cucharada de mirra y una cucharadita de benjuí.

• Mientras los ingredientes se queman repita tres veces este conjuro: Fuego de Dios, Fuego Celestial, fuego Sagrado: que toda impureza sea quemada y destruida en nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo. Que todo el mal sea quemado, destruido y reducido.

• Llene la bañera con agua bien caliente y vuelque la cenizas. A continuación, revuelva el agua en el sentido de la agujas del reloj.

• Antes de sumergirse en el agua encienda una vela verde y permanezca en la bañera hasta que la vela se consuma.

• Cuando el fuego se haya extinguido, salga de la bañera y trate de lograr que su cuerpo se seque solo, sin toalla y repita este baño el próximo jueves de Luna Llena.

Sugerencia: Aunque el ritual es muy efectivo, conviene repetirlo cada tres meses.

Volver a Cómo defenderse de los hechizos

Artículos relacionados