Los puntos débiles de Cáncer

signo cancer

Tom Cruise, nativo de Cáncer

Sin duda tener un humor que cambia al compás de las fases lunares es todo un handicap para relacionarse de una forma armoniosa. El día que Cáncer está animado es la persona más divertida y amistosa del planeta, pero el día que está torcido, no para de arrojar jarros de agua fría sobre todas las personas que le rodean. Por ello, a menudo el Cangrejo tiene fama de bicho raro. Además como estos lunáticos nativos suelen ser bastante distraídos, a veces parecen algo oportunistas.
Un signo tan inseguro como este desea rodearse de un clima de confort para sentirse protegido. Cáncer es algo compulsivo con el dinero, desea ahorrar para estar preparado ante un futuro incierto, tener la despensa repleta de alimentos y acumular objetos que siempre pueden servir para algo.
La emotividad de estos hijos de la Luna es otro de sus puntos flacos. Son muchas las personas que abusan de Cáncer o incluso lo engañan, adoptando un papel lastimero. No es que Cáncer sea tan compasivo como Piscis, pero cuando se le tocan sus cuerdas sensibles, se convierte en un juguete fácil de manejar.
Pero probablemente el verdadero talón de Aquiles del signo sean los miedos y temores que le acechan desde su más tierna infancia. La fantasía del Cangrejo le lleva a imaginar un destino hermoso y fértil, pero es tal su miedo a desplegar las alas, que normalmente no consigue llegar muy lejos, y mucho menos, cumplir sus sueños. Emocionalmente son tan delicados, que los Cáncer pierden y ganan energía con asombrosa rapidez. En ese sentido, no tienen término medio.

Volver a Cancer
Volver a Signos de Zodíaco