Escorpio ascendente Géminis

Es diabólicamente inteligente. Hábil sofista, esgrime como nadie la paradoja y el razonamiento: puede justificar cualquier cosa con argumentos irrebatibles. Riguroso, no tolera la falta de lucidez. Tiene grandes dotes para la literatura y la enseñanza, pero corre el riesgo de ejercer una influencia demasiado fuerte en sus alumnos, aunque menos perniciosa que en la combinación inversa. Tiene dotes para las matemáticas y las disciplinas abstractas. Le interesan todas las ciencias, sobre todo la medicina. Rechaza ser dominado, incluso por el amor. Es tan hermético, tan difícil de conocer, que puede decirse que nada de lo que se opina de él es cierto. No hace nada para hacerse querer (más bien al contrario) y vive en el constante temor a que le engañen, o a que engañen a los demás: es una forma de honradez. (Un ejemplo: Paul Valéry.) Atracción por Sagitario.

Volver a SIGNO ESCORPIO